AYUDA A LAS HERMANITAS DE LOS POBRES

El año pasado compartí un artículo hablando de como ayudar a las hermanitas de los pobres, que se dedican a ayudar y asistir a las personas mayores pobres por todo el mundo en 32 países de los cinco continentes. Humilde servicio que realiza a través de comunidades fraternas internacionales que viven el espíritu evangélico de humildad, con una inquebrantable confianza en la Providencia de Dios.

La fundadora fue Santa Juana Jugan, nacida en 1792, que inició ese camino a los 47 años, año en que acoge en su casa a una anciana ciega abandonada, dándole su propia cama.

Aquí puse como ayudar a las Hermanitas de los pobres de Cartagena (Murcia, España), pero también animé a ayudar en otros sitios. Os paso un enlace para donativos, donde si bajáis por la página veréis las diferentes provincias en dónde podéis ayudar. Esta página es española, así que si sois de otros países o queréis ayudar a otros sitios en otros países, buscad: «Hermanitas de los pobres + el nombre del país»

«Para atender a sus pobres, Juana no dudó en mendigar, cimentando el porvenir de su obra sobre el desafío evangélico de vivir al día, rechazar toda renta fija, y abandonarse. Fieles a este carisma, seguimos confiando en la Providencia de Dios, que se manifiesta a través de tantas personas generosas que colaboran con nosotras.»

https://www.hermanitasdelospobres.es/wp/index.php/donacion/

https://semillasysalud.wordpress.com/2019/04/24/ayuda-a-las-hermanitas-de-los-pobres-cartagena/

de semillasysalud

Mujer que sobrevivió un aborto vs «feministas»

La mujer del principio cuenta como en 1977 a su madre le forzaron a abortar y le practicaron un aborto por solución salina. Se tenía previsto que el bebé estuviera bañado en eso por tres días. Pues ella estuvo cinco, y sobrevivió.

Cuando ves la realidad así, lo que hacen las proabortistas te parece una broma, sin palabras. Todos los proabortistas se llenan de la palabra «derecho», engañados todos por una maquinaria de propaganda de décadas forzada por la «élite», que creen defender como signo de libertad y de lucha por las mujeres, unos son engañados y otros es que son malos. Malos.

de semillasysalud

¿Os dais cuenta de cómo matar a un bebé en el vientre materno se ha convertido en el mayor falso «derecho»?

Os dais cuenta de lo pervertido que esta el discurso y el grado de maldad que existe, que hasta se está aprobando matar a niños que pueden sobrevivir fuera del vientre materno.

No es una broma, ni una teoría de conspiración; el satanismo ha creado la paranoia de que luchar contra el aborto es una forma de represión. El odio que se está desplegando en las manifestaciones satani-feministas, o en las aulas y en la mente de muchas personas tiene un origen totalmente carente de toda lógica, y solo se soporta por los años de propaganda que han creado los satanistas.

Es hora de desmontar esta paranoia social, sabed que estáis luchando casi contra zombies, no os avergoncéis de vuestra postura, y si antes pensabais de otra forma, y estabais a favor del aborto, salid y comprometeros con la verdad. No podemos seguir más tiempo en esta posición porque nos están intentando acorralar por todos lados. Esta batalla no tiene lógica normal porque esto tiene una dimensión espiritual y de lo que sencillamente es correcto y lo que no.

Matar a un niño en el vientre no es correcto, es atroz. No tiene que ver con los sentimientos de la gente ni con lo que quieran dramatizar las y los engañados pro-aborto.

Hay mucha, mucha actividad demoniaca involucrada en ello. Y esta es la realidad, la gente está abducida y reproducen un odio que no veréis de otra forma. De verdad tenemos que comprometernos con esto, no estamos luchando contra la gente, estamos luchando contra otra cosa. En esta batalla estamos, es una realidad, no seais relativistas, abrid los ojos y vedlo con la mente en Cristo, porque esto es muy serio.

de semillasysalud

La peor jugada: morir e ir al infierno.

Parece un juego, pero no lo es en absoluto. Vivimos en unos momentos de tal corrupción de la humanidad que difícilmente se han visto en la historia.

Parece un juego pero no lo es en absoluto. Es serio. Millones y millones de almas se encaminan al infierno eterno.

El hecho de morir aceptando a Dios y siguiéndole de corazón o de morir rechazando a Dios sin amarlo y sin seguirlo e ir al infierno, ya sé que a muchos se les queda desdibujado: «una opción para mentes religiosas reprimidas y atrasadas», pero la realidad es que están cayendo como moscas ingentes cantidades de almas al infierno para toda la eternidad después de una vida que les parecerá un suspiro en el tiempo, y entonces ya no merecerá la pena nada, ni importarán las opiniones sociales, las manifestaciones ni nada. Nada.

Los santos se la jugaron para salvar de esa realidad a muchas personas. Jesucristo dio su vida para que no termináramos en el infierno, sufrió el rechazo y la muerte cruel para que pudieramos ver: el Amor, y ver y despertar , ver la realidad en la que estamos metidos.

El cielo, el infierno, no es un cuento viejo, ES UNA REALIDAD DE LA SALVACIÓN O CONDENACIÓN DEL ALMA.

Todos los demás movimientos, las discusiones necias, el que dirán, lo que opinan los otros de mi, de ti, todo lo demás, es un sinsentido ante una realidad a la que solamente se entra por amor y se va al verdadero amor.

Entrar por miedo al infierno es igualmente válido, pero la cosa es sería. Perder el tiempo en otra cosa no debería ser ni una opción.

Con esta reflexión pretendo que se conviertan, crean en el evangelio. No sé avergüencen de su fe. Porque por esa vergüenza hay un retroceso en la bondad y se engríen los movimientos que se disfrazan de libertad y revolución, movimientos trampa creados por la más degenerada hez del mundo, lo más malvado que existe, controlando, organizando y animando a toda la degeneración que se está viviendo. La cosa es muy seria y estamos para crecer y madurar. Nos parecen las cosas tan solo opiniones sociales, en nuestro discurrir por el día a día, el trabajo, la casa y nuestra vida, pero la realidad es que es una desgracia y que el cuadro completo pinta una realidad con una falta de Dios impresionante.

¿Quienes se lo van a dar? ¿Acaso no es tiempo de unirnos en Dios?

Pensad, vosotros sabéis que en la vida pasan cosas; imaginad lo que está viendo Dios que está pasando en cada uno de los rincones del mundo, y las atrocidades que están pasando, imaginad por un momento el nivel de maldad y degeneración que existe. Si algo detiene la mano de Dios, eso es totalmente el hecho del sacrificio de Cristo en la Cruz y la estela de sus discípulos hasta el día de hoy, con todo lo que Él nos aporta. ¿Y estamos dispuestos a vivir mediocremente esta historia de verdadero amor de sangre y sacrificio y gesta épica y heroica de Cristo en la Cruz?  ¿Qué nos importa a nosotros el verdadero Corazón de Jesús? ¿No sabéis que en esta historia se sufre? ¿No sabéis que hay que crecer, soportar el sufrimiento, amar? ¿No estamos dispuestos a subirnos con Dios y el Espíritu Santo a ver las cosas con la mente de Cristo?

» Porque ¿quién conoció la mente del Señor para instruirle? Pero nosotros tenemos la mente de Cristo»
I Corintios, 2
Los Santos tenían, tienen la mente de Cristo, no es una herejía, ni falta a la verdad, se sabían pecadores y necesitados de Cristo pero a la misma vez sabían que podían compartir, que podían aspirar a tener la mente de Cristo, con lo que Dios quiere otorgar a cada uno, según su voluntad. Y la mente de Cristo está unida al Padre y nos llama a dejar las cosas de niños, el que dirán, las esclavitudes, los infantilismos, entregarnos de verdad a Él, amarle y llenarnos de amor dónde Él nos ha puesto y obedecerle; amarle obedeciendole, pues de forma natural un alma buena, se llena de amor, y ama siguiendo lo que Él nos enseñó:
» Os doy un mandamiento nuevo: que os améis los unos a los otros. Que, como yo os he amado, así os améis también vosotros los unos a los otros.»
Juan, 13
Amor. Enseña la Biblia que quién teme no ama. Y enseña la iglesia que la contrición perfecta es por amor. La atrición no es perfecta, el arrepentirse por el miedo al castigo de forma más egoísta, es imperfecta porque no te dueles por el daño que has causado al otro, o a Dios no es por amor, te arrepientes porque tu padre te va castigar o te va a dejar sin salir a jugar a la calle, te arrepientes en miras egoístas por las consecuencias para ti, no estás demostrando amor, no estás amando. Enseña la iglesia que la atrición es válida, solo por la misericordia de Dios que trabaja con el Espíritu Santo y espera que el alma llegue a la contrición perfecra, porque sin su luz seríamos unos miserables, claro. Claro y si no hay contrición perfecta vas a seguir sin amar y sin importarte verdaderamente el otro. Uno no puede excusarse más en lo que cree que hacen los demás.
» En esto ha llegado el amor a su plenitud con nosotros: en que tengamos confianza en el día del Juicio, pues como él es, así somos nosotros en este mundo. 18. No hay temor en el amor; sino que el amor perfecto expulsa el temor, porque el temor mira el castigo; 19. quien teme no ha llegado a la plenitud en el amor. Nosotros amemos, porque él nos amó primero. 20. Si alguno dice: «Amo a Dios», y aborrece a su hermano, es un mentiroso; pues quien no ama a su hermano, a quien ve, no puede amar a Dios a quien no ve. 21. Y hemos recibido de él este mandamiento: quien ama a Dios, ame también a su hermano.»
I Juan, 4

» A Dios nadie le ha visto nunca. Si nos amamos unos a otros, Dios permanece en nosotros y su amor ha llegado en nosotros a su plenitud.»
I Juan, 4 – 12
» Nosotros sabemos que hemos pasado de la muerte a la vida, porque amamos a los hermanos. Quien no ama permanece en la muerte. 15. Todo el que aborrece a su hermano es un asesino; y sabéis que ningún asesino tiene vida eterna permanente en él. 16. En esto hemos conocido lo que es amor: en que él dio su vida por nosotros. También nosotros debemos dar la vida por los hermanos. 17. Si alguno que posee bienes de la tierra, ve a su hermano padecer necesidad y le cierra su corazón, ¿cómo puede permanecer en él el amor de Dios? 18. Hijos míos, no amemos de palabra ni de boca, sino con obras y según la verdad. 19. En esto conoceremos que somos de la verdad, y tranquilizaremos nuestra conciencia ante Él, 20. en caso de que nos condene nuestra conciencia, pues Dios es mayor que nuestra conciencia y conoce todo. 21. Queridos, si la conciencia no nos condena, tenemos plena confianza ante Dios, 22. y cuanto pidamos lo recibimos de él, porque guardamos sus mandamientos y hacemos lo que le agrada. 23. Y este es su mandamiento: que creamos en el nombre de su Hijo, Jesucristo, y que nos amemos unos a otros tal como nos lo mandó. 24. Quien guarda sus mandamientos permanece en Dios y Dios en él; en esto conocemos que permanece en nosotros: por el Espíritu que nos dio.»
I Juan, 3
El amor, esa cosa tan bonita que sientes, te la dio Dios, ¿Acaso no hay razones para entregarte y Vivir amándole y con amor?
EL UNICO CAMINO A LA PLENITUD QUE EL ALMA BUSCA ES DIOS, y el único camino al Padre es Jesús, de forma natural el alma en Dios y con esencia de Dios por el bautismo, ama a su hermano con el corazón. No temáis y amar, pidiendo a Dios en cada Misa que os santifique y purifique vuestra alma, más y más.
Dios nos pide vivir amándole y amando al prójimo como a ti mismo. Dar verdadero fruto de santificación es eso, pues Jesús mismo resumió toda la ley y los profetas en estas dos cosas. Es el amor.
“Al atardecer de la vida, seremos examinados en el amor”. San Juan de la Cruz.
Amemos verdaderamente a Dios para no ofenderle, en las ofensas a Él y en las faltas al hermano.
Pedid a Dios la purificación y la contrición perfecta. Cuando hay atrición corres el riesgo de seguir dañando porque no tienes un arrepentimiento verdadero de sentir verdaderamente el daño que has causado.
Amar de verdad.
de semillasysalud

Despierta a la realidad

Veamos lo que nos dijo Jesús:

«Nada hay encubierto que no haya de ser descubierto ni oculto que no haya de saberse. Porque cuanto dijisteis en la oscuridad, será oído a la luz, y lo que hablasteis al oído en las habitaciones privadas, será proclamado desde los terrados.»
Lucas 12, 2-3.
No amigos, no; no estoy hablando de las conspiraciones illuminatis, estoy hablando de lo que tu hablas y dejas de hablar, de lo que hablamos.
Veamos lo que dice Cristo, el Hijo de Dios, Dios Altísimo en persona, en el evangelio según San Mateo 12:
«Os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres darán cuenta en el día del Juicio»
««Suponed un árbol bueno, y su fruto será bueno; suponed un árbol malo, y su fruto será malo; porque por el fruto se conoce el árbol. 34. Raza de víboras, ¿cómo podéis vosotros hablar cosas buenas siendo malos? Porque de lo que rebosa el corazón habla la boca. 35. El hombre bueno, del buen tesoro saca cosas buenas y el hombre malo, del tesoro malo saca cosas malas. 36. Os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres darán cuenta en el día del Juicio. 37. Porque por tus palabras serás declarado justo y por tus palabras serás condenado.»»

¿Qué dice el Espíritu Santo, a través de la Biblia en la Epístola de San Pablo a los Efesios?
«No entristezcáis al Espíritu Santo de Dios, con el que fuisteis sellados para el día de la redención.»
«No salga de vuestra boca palabra dañosa, sino la que sea conveniente para edificar según la necesidad y hacer el bien a los que os escuchen. 30. No entristezcáis al Espíritu Santo de Dios, con el que fuisteis sellados para el día de la redención.»
Efesios 4, 29-30
Decía San Francisco de Asís, que cuando se hable de los otros, se hiciera como si estuvieran presentes.
«No entristezcáis al Espíritu Santo de Dios, con el que fuisteis sellados para el día de la redención.»
Meditemos Efesios capítulo 4:

«1. Os exhorto, pues, yo, preso por el Señor, a que viváis de una manera digna de la vocación con que habéis sido llamados, 2. con toda humildad, mansedumbre y paciencia, soportándoos unos a otros por amor, 3. poniendo empeño en conservar la unidad del Espíritu con el vínculo de la paz. 4. Un solo Cuerpo y un solo Espíritu, como una es la esperanza a que habéis sido llamados. 5. Un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo, 6. un solo Dios y Padre de todos, que está sobre todos, por todos y en todos. 7. A cada uno de nosotros le ha sido concedido el favor divino a la medida de los dones de Cristo. 8. Por eso dice: Subiendo a la altura, llevó cautivos y dio dones a los hombres. 9. ¿Qué quiere decir «subió» sino que también bajó a las regiones inferiores de la tierra? 10. Este que bajó es el mismo que subió por encima de todos los cielos, para llenarlo todo. 11. El mismo «dio» a unos el ser apóstoles; a otros, profetas; a otros, evangelizadores; a otros, pastores y maestros, 12. para el recto ordenamiento de los santos en orden a las funciones del ministerio, para edificación del Cuerpo de Cristo, 13. hasta que llegemos todos a la unidad de la fe y del conocimiento pleno del Hijo de Dios, al estado de hombre perfecto, a la madurez de la plenitud de Cristo. 14. Para que no seamos ya niños, llevados a la deriva y zarandeados por cualquier viento de doctrina, a merced de la malicia humana y de la astucia que conduce engañosamente al error, 15. antes bien, siendo sinceros en el amor, crezcamos en todo hasta Aquel que es la Cabeza, Cristo, 16. de quien todo el Cuerpo recibe trabazón y cohesión por medio de toda clase de junturas que llevan la nutrición según la actividad propia de cada una de las partes, realizando así el crecimiento del cuerpo para su edificación en el amor. 17. Os digo, pues, esto y os conjuro en el Señor, que no viváis ya como viven los gentiles, según la vaciedad de su mente, 18. sumergido su pensamiento en las tinieblas y excluidos de la vida de Dios por la ignorancia que hay en ellos, por la dureza de su cabeza 19. los cuales, habiendo perdido el sentido moral, se entregaron al libertinaje, hasta practicar con desenfreno toda suerte de impurezas. 20. Pero no es éste el Cristo que vosotros habéis aprendido, 21. si es que habéis oído hablar de él y en él habéis sido enseñados conforme a la verdad de Jesús 22. a despojaros, en cuanto a vuestra vida anterior, del hombre viejo que se corrompe siguiendo la seducción de las concupiscencias, 23. a renovar el espíritu de vuestra mente, 24. y a revestiros del Hombre Nuevo, creado según Dios, en la justicia y santidad de la verdad. 25. Por tanto, desechando la mentira, hablad con verdad cada cual con su prójimo, pues somos miembros los unos de los otros. 26. Si os airáis, no pequéis; no se ponga el sol mientras estéis airados, 27. ni deis ocasión al Diablo. 28. El que robaba, que ya no robe, sino que trabaje con sus manos, haciendo algo útil para que pueda hacer partícipe al que se halle en necesidad. 29. No salga de vuestra boca palabra dañosa, sino la que sea conveniente para edificar según la necesidad y hacer el bien a los que os escuchen. 30. No entristezcáis al Espíritu Santo de Dios, con el que fuisteis sellados para el día de la redención. 31. Toda acritud, ira, cólera, gritos, maledicencia y cualquier clase de maldad, desaparezca de entre vosotros. 32. Sed más bien buenos entre vosotros, entrañables, perdonándoos mutuamente como os perdonó Dios en Cristo.»

de semillasysalud

Humildad y Caridad

La escritura es para meditarla, saborearla, ponerla en práctica. Si no la pones en práctica y la escuchas como de lejos, de vez en cuando y cuando toca; no sirve de nada. El que pone en práctica edifica sobre roca, el que no la medita y no la pone en práctica edifica en arena.

««Así pues, todo el que oiga estas palabras mías y las ponga en práctica, será como el hombre prudente que edificó su casa sobre roca: 25. cayó la lluvia, vinieron los torrentes, soplaron los vientos, y embistieron contra aquella casa; pero ella no cayó, porque estaba cimentada sobre roca. 26. Y todo el que oiga estas palabras mías y no las ponga en práctica, será como el hombre insensato que edificó su casa sobre arena: 27. cayó la lluvia, vinieron los torrentes, soplaron los vientos, irrumpieron contra aquella casa y cayó, y fue grande su ruina.»»
Mateo, 7 –

Epístola a los Romanos, capítulo 12:

» Os exhorto, pues, hermanos, por la misericordia de Dios, que ofrezcáis vuestros cuerpos como una víctima viva, santa, agradable a Dios: tal será vuestro culto espiritual. 2. Y no os acomodéis al mundo presente, antes bien transformaos mediante la renovación de vuestra mente, de forma que podáis distinguir cuál es la voluntad de Dios: lo bueno, lo agradable, lo perfecto. 3. En virtud de la gracia que me fue dada, os digo a todos y a cada uno de vosotros: No os estiméis en más de lo que conviene; tened más bien una sobria estima según la medida de la fe que otorgó Dios a cada cual. 4. Pues, así como nuestro cuerpo, en su unidad, posee muchos miembros, y no desempeñan todos los miembros la misma función, 5. así también nosotros, siendo muchos, no formamos más que un solo cuerpo en Cristo, siendo cada uno por su parte los unos miembros de los otros. 6. Pero teniendo dones diferentes, según la gracia que nos ha sido dada, si es el don de profecía, ejerzámoslo en la medida de nuestra fe; 7. si es el ministerio, en el ministerio; la enseñanza, enseñando; 8. la exhortación, exhortando. El que da, con sencillez; el que preside, con solicitud; el que ejerce la misericordia, con jovialidad. 9. Vuestra caridad sea sin fingimiento; detestando el mal, adhiriéndoos al bien; 10. amándoos cordialmente los unos a los otros; estimando en más cada uno a los otros; 11. con un celo sin negligencia; con esp1ritu fervoroso; sirviendo al Señor; 12. con la alegría de la esperanza; constantes en la tribulación; perseverantes en la oración; 13. compartiendo las necesitades de los santos; practicando la hospitalidad. 14. Bendecid a los que os persiguen, no maldigáis. 15. Alegraos con los que se alegran; llorad con los que lloran. 16. Tened un mismo sentir los unos para con los otros; sin complaceros en la altivez; atraídos más bien por lo humilde; no os complazcáis en vuestra propia sabiduria. 17. Sin devolver a nadie mal por mal; procurando el bien ante todos los hobres: 18. en lo posible, y en cuanto de vosotros dependa, en paz con todos los hombres; 19. no tomando la justicia por cuenta vuestra, queridos míos, dejad lugar a la Cólera, pues dice la Escritura: Mía es la venganza: yo daré el pago merecido, dice el Señor. 20. Antes al contrario: si tu enemigo tiene hambre, dale de comer; y si tiene sed, dale de beber; haciéndolo así, amontonarás ascuas sobre su cabeza. 21. No te dejes vencer por el mal; antes bien, vence al mal con el bien.»

Romanos 13, 8-11:

» Con nadie tengáis otra deuda que la del mutuo amor. Pues el que ama al prójimo, ha cumplido la ley. 9. En efecto, lo de: No adulterarás, no matarás, no robarás, no codiciarás y todos los demás preceptos, se resumen en esta fórmula: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. 10. La caridad no hace mal al prójimo. La caridad es, por tanto, la ley en su plenitud. 11. Y esto, teniendo en cuenta el momento en que vivimos. Porque es ya hora de levantaros del sueño; que la salvación está más cerca de nosotros que cuando abrazamos la fe.»

Uno tiene que ser conforme ha decidido. Sí ha decidido estar con Dios, ha de inclinarse más hacia lo humilde y tener un amor verdadero, no un sucedáneo ni un teatro egoísta buscando el propio bien. Amor verdadero y maduro en la fe.

de semillasysalud

¿ES REALMENTE DONALD TRUMP TAN MALO COMO LO PINTAN TANTOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN?

En Estados Unidos está pasando algo curiosísimo. Mientras tienes a locos del género, inventando cada vez más sexos y utilizando los pronombres de género para referirse a decenas de tipo de gente, más allá del «él o ella», y tratando de imponerlo hasta con consecuencias penales, tienes a millones de personas que no compran más la manipulación mediática de odio hacia Trump, millones de «demócratas» que se han pasado a votar a Donald Trump.

Que uno publica algo y mucha gente no lo entienda, o lo vea mal, eso pasa.

Lo único que hago aquí es poner algo como que me impactó el discurso que dio Donald Trump en la marcha por la vida en Washington. Que Dios lo juzgue en realidad en lo profundo, pero cuando se escucha esto, uno desearía que lo que expresa fuera real. Fue el primer presidente de EEUU que ha ido a esta marcha anual por la vida. Y para los que quieran todavía quejarse que escuchen el segundo vídeo.

Donald Trump habla incluso de las «Hermanitas de los Pobres», unas monjas que se dedican al cuidado de los más pobres y que también están en España, habla del derecho que Dios nos da a la vida y de la santidad de la vida. Si no escuchas el discurso entero, no juzgues. Y si no escucha el segundo vídeo  también completo.

Superad vuestros prejuicios culturales y escuchadle:

de semillasysalud

La regla de oro

«Todo lo que queráis que hagan los demás con vosotros, hacedlo también vosotros con ellos: esta es la ley y los profetas».

Mateo 7, 12

de semillasysalud

Respondió Juan el Bautista cuando le preguntaron sobre Jesús

… «El que viene de lo alto está sobre todos. El que es de la tierra, de la tierra es y de la tierra habla. El que viene del cielo está sobre todos, y da testimonio de lo que ha visto y oído, pero nadie recibe su testimonio. El que recibe su testimonio confirma que Dios es veraz; pues aquel a quien Dios ha enviado habla las palabras de Dios, porque da el Espíritu sin medida. El que cree en el Hijo tiene vida eterna, pero quién rehúsa creer en el Hijo no verá la vida, sino que la ira de Dios pesa sobre él.

Juan 3, 31-36

de semillasysalud

Estás preparado para morir, ¿cuando mueras dónde irás? Parábola.

La vida, tan maravillosa y tan compleja en su existencia, con milagros que la hacen posible en las células, la inclinación de la tierra en relación al sol y la luna; un grado diferente y no existiría la vida. Todo eso no está ahí exento de inteligencia. Todo ese despliegue de sabiduría es mayor que el nuestro, y de la misma forma, la manera en la que vivimos espiritualmente es inferior al objetivo para el cual es la vida. No, los estándares de la vida no los marcas tú. Tu estás, como la mayoría, lejos de tu propósito, un cacharro funcionando mal, quizás con cosas que te parecen bien, placenteras, pero lejos del Gran Espíritu que ha creado la vida.

Muchos, incluso creyentes a su manera, piensan que nada más por existir, cuando mueran tienen un puesto asegurado en un Cielo. El tiempo que le dedican a ver lo que quiere Dios es cero, pero se piensan que mueres y de un bote estás en el Cielo, a los niños les enseñan eso y eso le enseñaron a ellos, y ese es todo el tiempo que le dedican a ponerse a buenas con el verdadero Dios. No, pues, no amigos, cuando mueres no das un bote de aquí al Cielo. Al cielo no se va porque tu te creas que eres bueno, y te has pasado la vida sin dedicarte a aprovechar lo que Dios ha dado, los sacramentos, el bautismo, la confesión, la comunión, etc. A cada uno se le pide en función de lo que se te ha dado. Y posiblemente si mueres en el estado en el que estás, no vas al cielo, pero que no vas al cielo no lo digo como suposición. Que te vas al infierno.

Mateo 25.

««Entonces el Reino de los Cielos será semejante a diez vírgenes, que, con su lámpara en la mano, salieron al encuentro del novio. 2. Cinco de ellas eran necias, y cinco prudentes. 3. Las necias, en efecto, al tomar sus lámparas, no se proveyeron de aceite; 4. las prudentes, en cambio, junto con sus lámparas tomaron aceite en las alcuzas. 5. Como el novio tardara, se adormilaron todas y se durmieron. 6. Mas a media noche se oyó un grito: «¡Ya está aquí el novio! ¡Salid a su encuentro!» 7. Entonces todas aquellas vírgenes se levantaron y arreglaron sus lámparas. 8. Y las necias dijeron a las prudentes: «Dadnos de vuestro aceite, que nuestras lámparas se apagan.» 9. Pero las prudentes replicaron: «No, no sea que no alcance para nosotras y para vosotras; es mejor que vayáis donde los vendedores y os lo compréis.» 10. Mientras iban a comprarlo, llegó el novio, y las que estaban preparadas entraron con él al banquete de boda, y se cerró la puerta. 11. Más tarde llegaron las otras vírgenes diciendo: «¡Señor, señor, ábrenos!» 12. Pero él respondió: «En verdad os digo que no os conozco.» 13. Velad, pues, porque no sabéis ni el día ni la hora.

Dedícate a ver que tienes que convertirte de verdad, conocer a Dios, pedir el Espíritu Santo, que te muestre, tienes que confesarte con un sacerdote de todos tus pecados, si no sabes lo que es pecado pide a un buen sacerdote que te diga qué es pecado, o que te ayude a hacer un examen de conciencia. Un buen sacerdote no es el que te diga que fornicar con tu novia no es pecado, ese no es un buen sacerdote, por ejemplo y así con todo, el bueno es el que te diga las cosas como son, no el que quiera quedar bien contigo bajando la exigencia.

Haz una buena confesión y ve a misa. Comulga, fórmate como católico, lee la Biblia, formate como católico. Busca la misa tradicional tridentina. Y sobretodo pide a Dios que te envíe el Espíritu Santo para ayudarte a ver en el camino.

de semillasysalud