Días de fruta.

Se puede hacer en estos días de verano, una adaptación mayor a la estación a través del consumo de la fruta del tiempo.

Haced lo posible porque sean de agricultura ecológica, que en la realidad pueden ser algunos días de semana sólo, por diferentes motivo. Pero es muy conveniente que os informéis de los proyectos en vuestra zona de asociaciones de productores y consumidores ecológicos, o ecotiendas que vendan barato. La verdad que tuve suerte porque encontré un sitio barato, una tienda-asociación, que sale muy barato. Quien busca encuentra, quien quiere puede.

Se pueden hacer desayunos y comidas de sólo fruta. Es conveniente saber mezclar o combinar las frutas. La mejor opción es sólo un tipo de fruta en cada comida. Aún así se pueden combinar frutas dulces con otras dulces o con frutas neutras. Y por otro lado las frutas ácidas se pueden combinar con otras frutas ácidas o con frutas neutras.

El melón es conveniente siempre comerlo por separado, pues con otros alimentos da problemas y su digestión no es del todo completa. El melón tiene muchas propiedades incluso depurativas. Estoy viendo que el cuerpo puede aguantar con fruta bastante bien durante días, sobretodo creo que es por la adaptación gradual que me ha ido pidiendo el cuerpo, del veganismo a algo más depurativo al quitar gran cantidad de harinas, y cereales.

Para completar se pueden usar algunos frutos secos o semillas.

Dentro de las frutas, son los frutos de la estación, los que más nos pueden ayudar a equilibrar nuestra salud y estado. Buscando aquellos que no hayan sido muy fumigados, o los de agricultura ecológica.

Se recomienda ir introduciendo alimentos crudos en la alimentación, y la mejor opción para ello son las frutas consumidas en su correcta combinación.

Por tu bien no consumas la fruta después de las comidas, sino al menos media hora antes de alguna de ellas. Hay razones científicas para ello, y es que los azúcares de las frutas se digieren muy rápido con el estómago vacío, sin embargo con otras comidas, los azúcares hacen que el bolo alimenticio fermente y no se digieran sino que en ese tiempo el bolo alimenticio se va convirtiendo en toxinas que pasan a la sangre. El resultado después es la acumulación de toxinas, que se refleja en diferentes enfermedades, el sistema inmunológico se va debilitando. Esto hay muchos médicos que lo saben, y otros puede que no.

Aquí dejo algunas claves para consumir las frutas y hacer comidas equilibradas:

Cómo consumir las frutas

Pilla fruta ecológica, o entérate al menos de qué frutas llevan más residuos químicos y estrogenizantes. QUIEN BUSCA ENCUENTRA, LO QUE HACE FALTA ES VOLUNTAD.

El aparato digestivo humano evolucionó a partir de una dieta de frutas y sus parientes cercanos, las nueces y las semillas. Es un hecho biológico que la fruta fresca y los frutos secos contienen todos los minerales, vitaminas, azúcares naturales y aminoácidos necesarios para la alimentación humana. Algunos «expertos» siguen asegurando lo con­trario, aduciendo que, dado que las frutas contienen pocas proteínas per se, resultan por tanto insuficientes para mantener la salud humana. Las frutas frescas y los frutos secos pro­porcionan estos elementos básicos en forma de aminoácidos libres, así como todas las enzimas sinérgicas y vitaminas con que se asocian, con lo cual ahorran al cuerpo todo el tiempo, energía y esfuerzo digestivo que requieren las proteínas animales complejas.

La fruta proporciona sus mejores beneficios nutritivos cuando consume con el estómago vacío, pues buena parte de ella pasa directa- mente al intestino delgado. Pero, a menos que se alimente únicamente de frutas y zumos de fruta, debería usted limitar su consumo diario te una o dos comidas exclusivamente a base de frutas.

El hecho de comer fruta o beber zumo de fruta entre comidas a base de proteínas y féculas puede inhibir considerablemente su digestión, porque el estómago aún estará ocupado digiriendo las proteínas o los hidratos de carbono cuando reciba la fruta. Asimismo, las frutas dulces y las ácidas deben comerse en momentos separados, y no se ha de endulzar ninguna fruta con azúcar o miel, porque los otros azúcares no combinan bien con la fruta.

Si toma usted hidratos de carbono para desayunar y proteínas para cenar, puede prepararse un almuerzo muy saludable a base únicamente de fruta fresca (y cruda, por supuesto). Esta costumbre es particular­mente beneficiosa, ya que la comida a base de frutas proporciona enzimas activas, masa fibrosa fresca y ácidos naturales que contribuyen a eliminar los subproductos de la putrefac­ción del tracto intestinal y la corriente sanguínea. Como extensión de esta comida diaria a base de fruta, puede usted declarar un «día sema­nal de la fruta» en el que se alimentará exclusivamente de fruta fresca de la mañana a la noche.

Animate, es fácil!!!

Todo esto es mucho más fácil de poner en práctica de lo que pa­rece. El mayor obstáculo no es fisiológico, sino psicológico. Como Wal­ter Bahegot observó en cierta ocasión, «el dolor de una nueva idea es uno de los más intensos de la naturaleza humana… Sus ideas favoritas pueden ser erróneas; sus más firmes creencias, infundadas». Y sus ali­mentos favoritos pueden ser la causa fundamental de sus peores pro­blemas. Es un hecho comprobado que a la gente le resulta mucho más fácil creer una mentira que han oído repetir mil veces que una verdad que nunca habían oído antes. Primero hay que «desaprender» los vicios dietéticos arraigados desde la primera infancia, y luego familiarizarse con los datos objetivos sobre la dieta y la nutrición.

Utilizando su imaginación y sus conocimientos de trofología (combinación de alimentos), le será fácil preparar comidas compatibles, digeribles y nutritivas que resulten muy agradables al paladar. Y, ¿qué problema re­presenta el poner de vez en cuando en la mesa algo de fruta fresca, fru­tos secos y semillas en lugar de cocinar un revoltillo incompatible? Asi­mismo, si deja la despensa vacía, estará motivado para salir con más frecuencia a comprar productos frescos y ricos en enzimas en lugar de recurrir a productos enlatados, elaborados y refinados que no le pro­porcionan ningún alimento y provocan numerosos trastornos en su aparato digestivo.Por otra parte, comer aun en los más exóticos restaurantes no es ninguna excusa para cometer crímenes culinarios contra su or­ganismo. Puede encargar un menú perfectamente equilibrado y trofológicamente compatible en casi cualquier restaurante que prepare la comida al momento. Eso, desde luego, excluye a todos los estableci­mientos de comidas rápidas, donde ésta se prepara con mucha antela­ción a partir de productos elaborados.

——

Yo no como huevo, pero ayuda a difundir la explicación del código de los huevos, si vas a pagar por huevos, no pagues a los modelos más perjudiciales, injustos con las gallinas y poco nutritivos, evita el código 3, y haced el favor de difundir esto por el bien de tod@s, animales incluíd@s, Gracias:

Enteráos del código:

http://alimentacionenpaz.wordpress.com/explicacion-del-codigo-de-los-huevos/

About these ads

Publicado el 25 julio, 2012 en 3377, Derecho a la alimentación., Deshaciendo engaños, Evitando dolor a los animales, frugivorismo, Productos ganadería Respetuosa., Salud, Veganismo, Vegetarianismo. Añade a favoritos el enlace permanente. 6 comentarios.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 591 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: